Guía de Malasia

malasia 

HISTORIA

 

bandera de malasia

Hace 50000 años, los primeros habitantes fueron el pueblo de Orang Asli. Su situación entre la India y la China permitió una influencia indo budista desde el siglo I antes de nuestra. La península malaya se desarrolló como uno de los mayores centros comerciales del sur de Asia, con el florecimiento del comercio con China e India. El Islam fue introducido en Malasia, seguido por mercaderes europeos en el siglo XVI, para posteriormente portugueses, británicos y holandeses que dominaron con éxito los estrechos. La colonia real británica de los  establecimientos de los estrechos fue establecida en 1826 y Gran Bretaña fue incrementando su control sobre el resto de la península. Los establecimientos de los estrechos incluyeron Penang, Singapur y Malaca.

 

Penang fue establecida en 1786 por el capitán Francis Light como una base militar y de comercio. Su desarrollo fue rápidamente frenado por Singapur, establecida por Sir Stramford Raffles en 1819. Malaca cayó en manos inglesas después del tratado anglo-holandés de   1825 y un año más tarde se crearon los establecimientos de los estrechos. Estos establecimientos fueron gobernados por el gobierno de la Compañía Inglesa al este de India, situado en Calcuta hasta 1867,año en que su administración fue transferida a la oficina colonial en Londres. Japón invadió la península de Malaca durante la II Guerra Mundial. En 1945, después de una ocupación que duró cuatro años, los japoneses fueron expulsados de Malasia y se restableció la soberanía británica.

 

En 1948 el Reino Unido emprendió la erradicación del Partido Comunista Malayo antes de concederle la independencia a la colonia para poder así mantener la explotación económica del país por largo tiempo. El 31 de agosto de 1957 se declaró la independencia de Malasia, pero el estado de emergencia se mantuvo hasta 1960. Los británicos le entregaron el poder a una personalidad consensuada, Jaafar Abdul Rahman. Durante la independencia, el 85 por ciento de los ingresos del país por concepto de exportaciones seguían proviniendo del estaño y el caucho, y aproximadamente el 70 por ciento de los beneficios obtenidos por las empresas salían al extranjero, principalmente al Reino Unido. El 70 por ciento del comercio exterior y el 75 por ciento de las plantaciones permanecían en manos de grupos europeos, fundamentalmente británicos.

 

Malasia se divide en Malasia peninsular y Malasia bornea. El anterior nombre del país era Malaya. La peninsular se independizó el 31 de agosto de 1957 aún con ese nombre, después de una negociación histórica entre el Padre de Independencia malaya; Turku Abdul Rahman Putras Al-Haj y el gobierno británico en Londres. Ambas partes se unieron en 1963 para formar Malasia, después de un referéndum que organizó la ONU, junto con Singapur, que se separó del país en 1965. Filipinas e Indonesia se opusieron a la formación de Malasia, ya que ambas reclamaban territorios de Malasia Oriental. La tensión aumentó en 1963 durante la confrontación con Indonesia. En 1969, violentos disturbios se desataron entre malayos y chinos, si bien desde entonces los grupos étnicos del país han convivido en relativa armonía. La Organización Nacional Malaya Unida (UMNO) se ha mantenido en el poder desde 1974. El primer ministro, Dr. Mahathir Mohamad, presidió una economía boyante hasta 1997, cuando la inestabilidad de las divisas asiáticas arrastró al ringgit.

 

En septiembre de 1998, Malasia fue la anfitriona de los Juegos de la Commonwealth, pero fracasó la imagen de su organización debido a las protestas de estudiantes y ciudadanos contra la injusta destitución y posterior detención del viceprimer ministro Anuar Ibrahim. Reiteradas protestas callejeras exigiendo la renuncia del Dr. Mahathir Mohamad han dañado la reputación de Malasia como uno de los países políticamente más estables del sureste asiático. Con la llegada del siglo XXI, las revueltas sociales parecen haberse apagado y la economía malasia ha recuperado a duras penas su puesto, aunque sigue algo debilitada. El Dr. Mahathir Mohamad fue una figura polémica hasta el final. Justo antes de su dimisión, en octubre de 2003, después de 20 años en el poder, el primer ministro participó en una reunión de países musulmanes con Malasia como anfitriona y les exhortó a colectivizarse contra una supuesta conspiración judía mundial. Su sustituto, Abdullah Ahmad Badawi, ganó holgadamente las elecciones de marzo de 2004. En agosto de 2004, el tribunal supremo nacional confirmó la apelación de Anwar Ibrahim de su sentencia y fue puesto en libertad.

 

Malasia se divide políticamente en sultanatos. El jefe de estado es el rey quien es elegido de entre los diferentes sultanes por un periodo de 5 años. El jefe de gobierno es el  primer ministro. El sistema de gobierno es una nominal democracia parlamentaria cuyos miembros son electos por voto directo y secreto. Los partidos políticos están divididos a través de líneas raciales y religiosas. Por ejemplo los malayos (en su casi totalidad musulmanes) se concentran en  el gobernante UMNO, mientras que los chinos y los indios se concentran en otros partidos. Algunos partidos son fundamentalistas islámicos (PAS) y otros promueven una ideología independientemente de raza o color, pero no cuentan con mucho apoyo.

 

VIAJAR

 

Antes de realizar un viaje al extranjero, se recomienda registrar sus datos en el Registro de Viajeros informático de este Ministerio, para facilitar la atención en eventuales situaciones de emergencia o necesidad.

 

SE RECOMIENDA EXTREMAR LA PRECAUCIÓN DURANTE EL VIAJE. Se sugiere leer con atención el resto de estas recomendaciones de viaje.

 

Desde mediados de diciembre de 2014, Malasia está sufriendo las peores inundaciones vividas en el país en las últimas décadas. Los Estados del país más afectados son los de Kelantan, Terengganu y Pahang, de donde ya han sido evacuadas más de 150.000 personas. En caso de tener que viajar a cualquiera de estos tres Estados se recomienda vivamente posponer el viaje hasta una fecha en la que la situación en la zona haya vuelto a la normalidad.

 

Por el momento, viajar al resto del país no plantea dificultades (salvo a la costa oriental del Estado de Sabah, véase más abajo en este mismo apartado de Notas importantes). Sin embargo, dado que es previsible que las precipitaciones de esta temporada de monzón prosigan, se sugiere que antes de viajar a Malasia se contacten fuentes locales (agencias de viajes, hoteles), así como el Centro Metereológico de Malasia para poder conocer la situación sobre el terreno y poder valorar la conveniencia o no de viajar al país.
 
Se recomienda que a su llegada a Malasia se pongan en contacto con la Embajada de España para poder ser eventualmente localizados y aconsejados, y que informen inmediatamente a la policía malasia de cualquier conducta o circunstancia sospechosa observada.
 
Por otro lado, teniendo en cuenta la amenaza terrorista general contra objetivos e intereses occidentales, se informa a quien desee visitar Malasia de que en este país no ha habido atentados terroristas. Sin embargo, las fuerzas de policía y seguridad han reforzado su dispositivo preventivo, y el gobierno de Malasia ha manifestado que velará con especial determinación para proteger a los extranjeros y sus intereses en este país. Con todo, el carácter imprevisible del terrorismo o la posibilidad de que se produzca algún incidente aislado, hace aconsejable que los viajeros extremen las medidas de autoprotección. A título de ejemplo, conviene rehuir las aglomeraciones, no ofender sensibilidades locales, evitar desplazamientos en solitario, etc. Por el riesgo que conlleva, en general es conveniente evitar las manifestaciones y los aledaños de la zona de convocatoria de la manifestación en el día señalado.

 

Dada la inestabilidad en las provincias meridionales de Tailandia de Pattani, Yala y Narathiwat marcada por ataques terroristas recientemente reavivados, se recomienda evitar cruzar la frontera terrestre entre Malasia y Tailandia en ambos sentidos.

 

En febrero de 2013 un grupo de insurgentes armados procedentes de Filipinas se acantonó en la localidad de Kampung Tanduo en la costa oriental del Estado malasio de Sabah. Con el fin de hacer frente a esta amenaza a la seguridad del país, a finales de marzo de 2013, las autoridades malasias crearon la Zona de Seguridad de Sabah Oriental (en inglés, Eastern Sabah Safety Zone -ESSZONE), controlada por el ejército y la policía, que abarca los más de 1.400 kilómetros de la costa oriental de Sabah desde Kudat al norte hasta Tawau al sur, incluidas las islas adyacentes del archipiélago de Semporna de Sidapán y Mabul conocidas por su buceo recreativo.

 

A pesar de este reforzamiento de la seguridad por parte de las autoridades malasias, en los últimos meses (15 de noviembre de 2013, 2 de abril, 6 de mayo, 16 de junio y 12 de julio de 2014) ha habido cinco casos de secuestro contra nacionales tanto extranjeros como malasios en la costa oriental y las islas adyacentes del archipiélago de Semporna, en el Estado malasio de Sabah. Se sospecha que estos secuestros han corrido a cargo de elementos vinculados al grupo terrorista yihadista Abu Sayyaf, basado en el sur de las Filipinas. 
 
Tras el último de estos secuestros, las autoridades malasias han impuesto un toque de queda desde las 6 PM hasta las 6 AM sobre la franja de agua de 3 millas naúticas de anchura a contar desde la costa e islas de los siguientes seis distritos del Estado malasio de Sabah: Sandakan, Kinabatangan, Lahad Datu, Kunak, Tawau y Semporna. Quedando, por tanto, prohibida la navegación marítima en esta zona durante la vigencia del toque de queda. Este toque de queda se seguirá aplicando hasta nuevo aviso, según se vaya evaluando la situación de riesgo de secuestros en la zona.
 
Ante este creciente riesgo de secuestro en la zona, se desaconseja viajar a la zona costera del este del Estado de Sabah que se extiende desde la localidad de Sandakan hasta Tawau, así como a las islas del archipiélago de Semporna que incluye, entre otras, las islas mundialmente conocidas por su buceo recreativo de Sipadan y Mabul. Para viajes al resto de la zona oriental del Estado de Sabah se recomienda hacerlo con un elevado nivel de cautela.
 
En todo caso, se aconseja estar al corriente de la situación en la zona a través de información que, al margen de las presentes recomendaciones de viaje, se pueda obtener de los medios de comunicación, las agencias de viajes y/o la población local, así como seguir las posibles recomendaciones de las autoridades locales.
 
En todo caso, se aconseja estar al corriente de la situación en la zona a través de información que, al margen de las presentes recomendaciones de viaje, se pueda obtener de los medios de comunicación, las agencias de viajes y/o la población local, así como seguir las posibles recomendaciones de las autoridades locales.
 

Son bastantes frecuentes los atracos y los robos con tirón desde motocicletas, que, en ocasiones, han provocado lesiones muy graves e incluso la muerte. También son cada vez más frecuentes los ataques desde motocicletas en que los delincuentes, tras romper el cristal lateral del coche, se hacen con bolsos depositados en el asiento junto al conductor.

 

Se ha detectado también un incremento de asaltos a viviendas, particularmente de las unifamiliares situadas en lugares aislados y con poca vigilancia.

 

En estos casos, que afectan tanto a locales como a extranjeros, se recomienda extremar la precaución y, por ejemplo, evitar caminar por la calle con bolsos colgados del hombro más cercano a la vía (preferiblemente usar mochilas o bandoleras); en los coches poner los bolsos debajo de los asientos; en las casas, instalar buenos sistemas de alarma conectados a la policía.

 

Los turistas son objetivos prioritarios de atracos y robos con tirón desde motocicletas porque los pasaportes occidentales están especialmente cotizados. Además de extremar la precaución conviene llevar fotocopias de los pasaportes y dejar los originales en el hotel hasta el momento de viajar o salir del país.

 

Durante la época seca (junio-septiembre) se suelen producir episodios de contaminación atmosférica variable en Malasia debidos a los incendios periódicos que tienen lugar en la isla indonesia de Sumatra. Los vientos arrastran el humo y las cenizas de estos incendios hasta la península malasia, llegando incluso en ocasiones a Sabah y Sarawak en Borneo. Las autoridades malasias publican en la siguiente página los datos referentes al Índice de Contaminación (Air Pollutant Index Reading), así como las recomendaciones pertinentes para cada región del país.
 
Son bastantes frecuentes los atracos y los robos con tirón desde motocicletas, que en ocasiones han provocado lesiones muy graves e incluso la muerte. También son cada vez más frecuentes los ataques desde motocicletas en que los delincuentes, tras romper el cristal lateral del coche, se hacen con bolsos depositados en el asiento junto al conductor.
 

Se ha detectado también un incremento de asaltos a viviendas, particularmente de las unifamiliares situadas en lugares aislados y con poca vigilancia.

En estos casos, que afectan tanto a locales como a extranjeros, se recomienda extremar la precaución y, por ejemplo, evitar caminar por la calle con bolsos colgados del hombro más cercano a la vía (preferiblemente usar mochilas o bandoleras); en los coches poner los bolsos debajo de los asientos; en las casas, instalar buenos sistemas de alarma conectados a la policía.

 

Los turistas son objetivos prioritarios de atracos y robos con tirón desde motocicletas porque los pasaportes occidentales están especialmente cotizados. Además de extremar la precaución conviene llevar fotocopias de los pasaportes y dejar los originales en el hotel hasta el momento de viajar o salir del país. Los turistas son también objetivo principal de diversos tipos de timos. El más frecuente se produce cuando un local entabla conversación amistosa que deriva en una invitación a un asistir a una fiesta, a una partida de cartas o una cena de amigos. En su lugar el turista se ve envuelto en una trama de extorsión, normalmente económica, pero que en ocasiones ha tenido incluso consecuencias en forma de lesiones físicas. En general se recomienda ser prudente y desconfiar de desconocidos “excesivamente amables”.
 
Malasia se ha convertido en un foco de las estafas por internet. Verifique la autenticidad del negocio antes de viajar y desconfíe si es “demasiado bueno para ser cierto” (oferta de premios de lotería, herencias, precios ridículos, etc). Este tipos de estafas están afectado a la compra de billetes de avión por lo que es recomendable que se verifique también la existencia de vuelo ofertado.Se han dado casos de estafas por Internet en ofertas de empleo que utilizan ilegalmente logos de empresas malasias acreditadas y serias. Se recomienda no adelantar dinero alguno que pueda requerirse para “asegurar” puesto de trabajo “ofertado”. Se conocen un amplio número de casos de estafas comerciales conviniendo por tanto mantener las precauciones habituales en materia de comercio exterior.
 
Otro punto sensible puede ser la duplicación fraudulenta de tarjetas de crédito. En el aeropuerto internacional (KLIA) y en algunos establecimientos dentro del país se han registrado también casos de "escaneo" de tarjetas para su posterior "clonado". Es preferible pagar en efectivo si no se conoce el establecimiento.
 
Se recomienda mucha precaución a los navegantes a causa de los actos de piratería en aguas territoriales malasias. Pese al incremento de la vigilancia, se siguen produciendo casos.
 

Zona de riesgo (deben ser evitadas): dada la inestabilidad en las provincias meridionales de Tailandia de Pattani, Yala y Narathiwat marcada por ataques terroristas recientemente reavivados, se recomienda evitar cruzar la frontera terrestre entre Malasia y Tailandia en ambos sentidos. A pesar de este reforzamiento de la seguridad por parte de las autoridades malasias, en los últimos meses (15 de noviembre de 2013, 2 de abril, 6 de mayo, 16 de junio y 12 de julio de 2014) ha habido cinco casos de secuestro contra nacionales tanto extranjeros como malasios en la costa oriental y las islas adyacentes del archipiélago de Semporna, en el Estado malasio de Sabah. Se sospecha que estos secuestros han corrido a cargo de elementos vinculados al grupo terrorista yihadista Abu Sayyaf, basado en el sur de las Filipinas.

 
Tras el último de estos secuestros, las autoridades malasias han impuesto un toque de queda desde las 6 PM hasta las 6 AM sobre la franja de agua de 3 millas naúticas de anchura a contar desde la costa e islas de los siguientes seis distritos del Estado malasio de Sabah: Sandakan, Kinabatangan, Lahad Datu, Kunak, Tawau y Semporna. Quedando, por tanto, prohibida la navegación marítima en esta zona durante la vigencia del toque de queda. Este toque de queda se seguirá aplicando hasta nuevo aviso, según se vaya evaluando la situación de riesgo de secuestros en la zona.
 
Ante este creciente riesgo de secuestro en la zona, se desaconseja viajar a la zona costera del este del Estado de Sabah que se extiende desde la localidad de Sandakan hasta Tawau, así como a las islas del archipiélago de Semporna que incluye, entre otras, las islas mundialmente conocidas por su buceo recreativo de Sipadan y Mabul. Para viajes al resto de la zona oriental del Estado de Sabah se recomienda hacerlo con un elevado nivel de cautela.
 
En todo caso, se aconseja estar al corriente de la situación en la zona a través de información que, al margen de las presentes recomendaciones de viaje, se pueda obtener de los medios de comunicación, las agencias de viajes y/o la población local, así como seguir las posibles recomendaciones de las autoridades locales.
 

DOCUMENTACIÓN Y VISADO

 

Para entrar en Malasia se exige un pasaporte válido, con un período mínimo de validez de seis meses. Las autoridades suelen ser bastante estrictas en el cumplimiento de estos plazos, por lo que se recomienda a los visitantes comprobar detenidamente el plazo de validez de su pasaporte; y si su vigencia es inferior a seis meses, aunque sea por pocos días, solicitar nueva documentación ante las autoridades competentes españolas. Asimismo, la mayoría de los países del entorno exigen validez mínima de 6 meses, por lo que se recomienda consultar anticipadamente con el Consulado o Embajada correspondiente.

 

Aviso para tripulantes de buques mercantes y otras embarcaciones - A partir del 15 de abril de 2013, todos los tripulantes de buques mercantes y otras embarcaciones deberán contar con documentos válidos de viaje (pasaporte o libreta naval) en todos los puertos de entrada a Sabah. No se seguirán expidiendo tarjetas de identificación de marineros (Seaman Identification Card) a las tripulaciones que no cuenten con dichos documentos. Han entrado en funcionamiento centros permanentes de aduanas e inmigración (Custom and Immigration Quarantine) en los puertos de Kudat y Lahad Datu, así como una oficina de control de inmigración (Immigration Control) en Karakit (isla de Banggi). Estos centros supervisarán el cumplimiento de todos los trámites de aduanas e inmigración exigidos en dichos puertos de entrada.

 

Visados: España y Malasia firmaron en 1995 un Convenio de supresión de Visados, actualmente en vigor, por lo que los ciudadanos españoles pueden entrar en este país sin visado por un período de tres meses. Sin embargo, se recomienda que se compruebe la duración de la estancia que han otorgado las autoridades de inmigración en el sello de entrada a Malasia. Se recomienda en todo caso, no sobrepasar el plazo de estancia concedido, dado que la normativa malasia en materia de inmigración tiene establecidas penas incluso de prisión por vulneración de sus disposiciones. Por entrada ilegal, superación del plazo de validez del visado y caducidad del pasaporte, multa y hasta un máximo de 5 años de prisión

 

Desde el 1 de junio de 2011, las autoridades malasias requieren la obtención de los datos biométricos de todos los visitantes extranjeros. Tanto a la entrada como a la salida de Malasia, se requiere a los visitantes extranjeros la toma de sus huellas dactilares pidiendo que coloquen sus dedos sobre unos lectores habilitados a tal efecto en los puntos de control de pasaportes.

 

DATOS DE INTERÉS

 

Deberán presentar certificación de vacuna contra la fiebre amarilla aquellos viajeros que dentro de las dos semanas anteriores a su entrada en Malasia hayan visitado países donde dicha enfermedad es endémica según la OMS (Organización Mundial de la Salud).

 

No hay vacunas obligatorias y se recomienda la vacuna del tétanos.

Si van a vivir en Malasia: Fiebre tifoidea y Hepatitis A y B. Si es un viaje corto: fiebre tifoidea. Si van a vivir a zonas rurales: encefalitis japonesa.

 

Para más información, consulte la siguiente página web

 

Malasia es un país que no plantea riesgos sanitarios de importancia para turistas o residentes extranjeros. Los servicios médicos y hospitalarios del país son, en general, adecuados o buenos. Sin embargo, los hospitales que reúnen las mejores condiciones son privados, los servicios prestados onerosos y, además, éstos sólo se prestan si el paciente cuenta con una garantía previa de pago. Por ello, se recomienda que toda persona que viaje a Malasia lo haga contando con un seguro médico de viaje lo más completo posible que incluya, en su caso, la opción de repatriación médica a España.

 

Malasia experimenta brotes periódicos de dengue, que se han recrudecido en 2014. En este contexto, en el informe sobre la situación de contagio de dengue en la región Asia-Pacífico elaborado por la OMS, Malasia aparece como el único país de la zona con un aumento sustancial de contagios en lo que va de año en comparación con las estadísticas del año pasado. En lo que va de año, en comparación con el año pasado, se ha experimentado un aumento del 246% en el número de personas afectadas por dengue y un aumento del 222% en el número de personas fallecidas en Malasia por esta enfermedad.

 

Por todo ello, se recomienda visitar inmediatamente a un médico si se sufre cualquiera de los siguientes síntomas: fiebre alta repentina, dolor intenso de músculos, articulaciones y cabeza.  Se recuerda que no hay tratamiento profiláctico para el dengue. Por lo tanto, el único medio para prevenirlo es evitar las picaduras del mosquito que lo transmite mediante el uso de repelente, así como evitar zonas plagadas de mosquitos.

 

En determinadas zonas de Malasia también hay malaria por lo que se aconseja precaución y la adecuada profilaxis si se visitan zonas remotas del interior de Malasia peninsular e insular (Sabah y Sarawak).

 

Asimismo, en 2014, se ha tenido constancia de diversos casos de contagio de encefalitis japonesa, enfermedad transmitida también por picadura de mosquito.

 

Se recomienda, también, tener precaución con los alimentos y el agua, principal vía de transmisión de enfermedades en estos climas y precaución, también, al consumir alimentos procedentes de puestos en la calle.

 

En el pasado se han dado casos de gripe aviar y de gripe A (H1N1) en Malasia, por lo que antes de viajar es recomendable consultar la página del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad (www.msssi.gob.es) y la de la Organización Mundial de la Salud (OMS: www.who.int).

 

Por último, responsables del Ministerio malasio de Sanidad han declarado que no se tiene constancia de que haya habido caso alguno de personas en Malasia infectadas por el virus H7N9

 

CONTACTOS

 

Embajada de Malasia en España

Pº Castellana, 91 - 10ª Planta
Madrid 28046
Tel.: 91 555 0684
Fax: 91 555 5208
e-mail: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Prefijo País: 0060 (+60)

EXISTE UN TELEFONO UNICO DE EMERGENCIA PARA TODO EL TERRITORIO NACIONAL MALASIO Y QUE SIRVE PARA POLICIA Y AMBULANCIA. SU NUMERO ES EL 999.

ADEMAS, LA REAL POLICIA MALASIA (ROYAL MALASYAN POLICE) CUENTA CON UNIDADES DE EMERGENCIA EN CADA UNO DE LOS 13 ESTADOS Y 2 TERRITORIOS FEDERALES DEL PAIS.

 

Representación de España:

EMBAJADA EN KUALA LUMPUR

Cancillería:

Office Suite E-12-02. Level 12, East Wing, The Icon, Nº 1, Jalan 1/68F Off Jalan Tun Razak 50400 Kuala Lumpur. 

Teléfono/s: (0060-3) 2162 02 61 y 2163 02 61
Fax/es: (0060-3) 2164 02 61
Dirección de correo: " href="mailto:Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. ">Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
Página Web: www.exteriores.gob.es/embajadas/kualalumpur

 

Agregaduría de Defensa:

Office Suite E- 12-02. Level 12, East Wing, The Icon, Nª 1, Jalan 1/68F Off Jalan Tun Razak, 50400 Kuala Lumpur.
Teléfono/s: (0060-3) 2162 02 61 y 2163 02 61
Fax/es: (0060-3) 2164 02 61
Dirección de correo: " href="mailto:Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. ">Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

DIVISAS

 

Desde el 1 de enero de 2010 a la entrada y salida del país es necesario presentar un formulario (K22) declarando la cantidad de moneda extranjera y/o cheques de viaje superiores al equivalente de 10.000 USD (dólares americanos). La pena por no hacerlo asciende a 1 millón de ringgit y/o prisón de hasta un año.

No se puede sacar del país moneda local (Ringgit Malasio) por un valor superior a RM1.000. Tan solo se pueden sacar billetes y cheques de viaje en divisas por el valor de la divisa declarada a la entrada en el país.

 

Quienes somos | Derechos contratación | Política de privacidad | Contactar

 

Copyright © 2014 Grupo Araque. Todos los derechos reservados. (All rights reserved).
C.I.C.M.A 181 Autorizado y supervisado por la Direccion General de Turismo de la Comunidad de Madrid.
Viajes Araque S.A. CIF A-28828887 Registro Mercantil Tomo.9855 Folio.214.
C/ Joaquín Ibarra, 42-44 (28042 Madrid) y C/ San Bernardo, 77 (Madrid)