Guía de Rep. Dominicana

rep dominicana 

HISTORIA

 

bandera de republica dominicana

A la llegada a la Isla de La Española de la expedición española bajo el mando del Almirante Cristóbal Colon el 5 de Diciembre de 1492, ésta se halla poblada por aborígenes (taínos, caribes...), bajo el mando de cinco jefes o caciques. Su sistema de gobierno se basaba en un sistema tributario en la cual el taíno entregaba alimentos cultivados y cosechados por éste. Era una sociedad totalmente diferente a la sociedad europea. Guacanagarix, el cacique que hospedó a Colón y a sus hombres, los trató muy cortésmente y les concedió todos los deseos que tuvieron. Una vez que se fundó la colonia, una serie actividades comenzó a desarrollarse en La Española, como le llamaron los españoles. Fundaron la primera Iglesia, la primera Universidad, el primer hospital, el primer ingenio azucarero y, por supuesto, los primeros abusos y los primeros incumplimientos de tratados con los nativos.

 

La ciudad de Santo Domingo fue fundada el 4 de agosto de 1496 por Bartolomé Colón en la orilla izquierda del río Ozama. Un huracán la destruyó en 1502 y Nicolás de Ovando decidió su traslado a la margen derecha del río. Durante la primera mitad del siglo XVI Santo Domingo creció espectacularmente y se convirtió en la primera ciudad de tipo europeo del Nuevo Continente. Su situación geográfica hizo de ella el foco principal de la colonización, y de su puerto partieron Hernán Cortés hacia México, Ponce de León a Puerto Rico, Diego Velázquez a Cuba, Pizarro al Perú y Vasco Núñez de Balboa hacia el Pacífico. Fue proclamada obispado en 1512. Durante el siglo XVI La Española gozó de buena posición económica y social, pero desde finales de este siglo y a partir de la conquista de grandes América del Norte y del Sur, la isla fue quedando relegada a un segundo plano, hundiéndose cada vez más en la pobreza. También influyó en su situación el auge del puerto de La Habana y el ataque de corsarios ingleses que destruyeron gran parte de las ciudades y poblaciones establecidas en ese momento.

 

En 1586 el pirata Francis Drake se presentó delante de Santo Domingo con 20 barcos y 8.000 hombres. Nada pudieron hacer los españoles por defenderse con 500 arcabuceros, cien soldados de caballería y una escasa milicia nativa, aquel pirata de corta estatura, y malencarado -debido a una cicatriz que le causó una flecha en sus años de negrero en Africa, tomó la ciudad sin dificultad. Colocó su cuartel general en la catedral, después de destrozarla y saquear los altares, imágenes y lápidas en busca de todo objeto de valor Ordenó que en el cementerio, situado en la actual plaza de los Curas, fueran removidas las tumbas por si algunas ocultaban objetos de valor. La lista de edificios monumentales que resultaron dañados o destruidos es extensa: entre otros, el hospital San Nicolás de Bari, fundado en 1503 gracias a una española piadosa que asistía a los enfermos en su propio bohío; el convento de los Dominicos, con representaciones de dioses paganos similares a los de Medina de Rioseco y la Universidad de Salamanca; el monasterio de San Francisco de Asís, levantado en 1508; las Casas Reales, formadas por el palacio de los Gobernadores y la Real Audiencia; y templos como los de Santa Bárbara, Regina Angelorum, Nuestra Señora del Carmen, de las Mercedes, Santa Clara o la ermita de San Miguel; en resumen: todas las iglesias. Drake no derribó los quince fuertes que rodean la ciudad, tal vez por si algún día debía protegerse en ellos.

 

El territorio de la actual República Dominicana surgió de una partición efectuada a continuación del tratado de paz de Ryswick (1697) que dividió a la isla en dos: la parte occidental (la futura Haití) correspondió a Francia, mientras que España obtuvo la parte oriental. En 1795, con el tratado de Basel, España cedió su colonia a Francia. En 1801, después de la gran revuelta de esclavos, el que fuera esclavo haitiano, Toussaint-Louverture, tomó posesión de la parte oriental que él deseaba incorporar a Haití. Las tropas francesas, derrotadas en Haití, lograron mantenerse en la parte oriental de la isla que fue concedida a España, estatuto concluido por el tratado de París (1814). Pero la tiranía ejercida por la administración española provocó, en 1821, la revuelta de los dominicanos quienes proclamaron su independencia. La experiencia fue de corta duración. En 1822, el presidente haitiano Jean-Pierre Boyer anexó la parte oriental hasta 1844, cuando una insurrección expulsó a la guarnición haitiana de Santo Domingo y proclamó la República. Debilitada por la amenaza de invasiones haitianas, la República Dominicana, conducida desde 1844 por el presidente Pedro Santana, solicitó ayuda a España, que anexó de nuevo al país.

 

En el año 1844, se inicia la gesta independentista, preconizada por Juan Pablo Duarte, un joven de posición acomodada que había estudiado en Francia y con ideales nacionalistas; y dirigida por Francisco del Rosario y Ramón Matías Mella. La independencia se logró el 27 de Febrero de 1844. A partir de ese momento, y a falta de un liderazgo sólido de sus dirigentes, se inicia una era dominada por hacendados que tenían poder económico, turnándose los gobiernos durante breves períodos. Durante este tiempo, grupos internos no se sentían contentos con la autonomía y buscaron anexionarse nuevamente a España, hecho que lograron en 1861. En 1865, se recupera la independencia, pasando nuevamente a una etapa de falta de liderazgo y cambios continuos de gobernante. Esta situación duró hasta que Ulises Heureaux (Lilís) proclamo su dictadura durante 12 años (1887-1899) cuando fue asesinado. Frente al clima de inestabilidad que continuaban haciendo reinar los haitianos, se oponían los partidarios de la tutela norteamericana y los del retorno a la autoridad española. En 1906, el país firmó un tratado por una duración de cincuenta años con los Estados Unidos. La administración y los servicios aduaneros pasaron al control de los norteamericanos a cambio del pago de la deuda. En noviembre de 1916, los norteamericanos ocuparon el país hasta 1924.

 

Elegido en 1930 con el apoyo de Estados Unidos, Trujillo reinó exclusivamente. Durante su dictadura, que fue la época más oscura de la historia dominicana marcada por una represión despiadada y un culto de la personalidad sin reservas. A pesar de todo el país siguió viviendo cierta bonanza económica gracias a la exportación de azúcar, sobretodo a los Estados Unidos. Llevó una política de grandes obras y logró sanear la situación financiera. Pero, comprometido en el asesinato del presidente venezolano Betancourt, Trujillo fue condenado por la Organización de Estados Americanos (OEA) y, finalmente, abandonado por los Estados Unidos. El 30 de mayo de 1961 fue asesinado. El fin de la dictadura se acompañó del retorno de los exiliados y del restablecimiento de los partidos políticos. En diciembre de 1962, la primera elección libre después de cuarenta años llevó al poder al antiguo exiliado Prof. Juan Domingo Bosch, jefe del Partido Revolucionario Dominicano. Éste fue acusado sin embargo de una simpatía demasiado grande con respecto al régimen castrista y fue derrocado por un golpe de estado militar sostenido por las élites del país que pusieron en su lugar un triunvirato civil. En abril de 1965, éste último fue derrocado por un golpe de estado de los militares liberales quienes armaron a la población civil para prevenir el retorno de los militares de derecha, provocando la intervención armada de los Estados Unidos. La batalla de Santo Domingo dejó millares de muertos.

 

Un gobierno provisional fue constituido con la misión de preparar las elecciones de junio de 1966, que dieron la victoria al conservador Joaquín Balaguer, jefe del Partido Reformista Social-cristiano (PRSC). En 1966 Joaquín Balaguer ascendió al poder y se mantuvo en él durante un período de 12 años, en un gobierno semi-dictatorial en el cual hizo uso de fraudes electorales y represiones sobre sus opositores políticos. Gracias a los ingresos del azúcar, a las inversiones extranjeras y al desarrollo del turismo, la República Dominicana conoció una cierta prosperidad, sin embargo constantemente amenazada por choques entre el ejército y la oposición de izquierda. Balaguer fue reelegido en 1970 pero debió dejar su lugar, en 1978, a Silvestre Antonio Guzmán, candidato del Partido Revolucionario Dominicano. Fue el primer gobierno elegido por el voto popular desde 1924. Su mandato se caracterizó por ser uno de los más liberales que había tenido la República Dominicana en décadas. Termina cuando Guzmán se suicida en 1982. Fue sucedido por el vicepresidente de turno, Jacobo Majluta, quien gobernó por 43 días.

 

Balaguer reencontró el poder en la elección presidencial de 1986, y fue reelegido en 1990 y en 1994. Dos años más tarde, con ochenta y nueve años, dejó sus Leonel Fernández rep. dominicanafunciones después de la elección para la presidencia del candidato de centro-derecha Leonel Fernandez, el 30 de junio de 1996. En 2000 Hipólito Mejia asciende al Poder Ejecutivo y en 2004, Leonel Fernández nuevamente, sembrando precedente como el único candidato que ha ganado elecciones presidenciales por encima del 60% de las votaciones, quedando este a su vez como uno de los presidentes más jóvenes y preparado de toda América Latina.

 

VIAJAR

 

Antes de realizar un viaje al extranjero, se recomienda registrar sus datos en el Registro de Viajeros informático de este Ministerio, para facilitar la atención en eventuales situaciones de emergencia o necesidad.

 

SE RECOMIENDA VIAJAR CON PRECAUCIÓN. Se sugiere leer con atención el resto de estas recomendaciones de viaje.
Dadas las consecuencias que puede tener el paso de  tormentas tropicales y huracanes, no infrecuentes en esta época del año,  se encarece que, si se dieran esos fenómenos, se extremen las medidas de prudencia y precaución, se sigan los consejos de las autoridades locales y se tengan en cuenta las informaciones suministradas por los boletines metereológicos. Para aquellos viajeros o turistas que temporalmente se encontraran  en el país  durante el paso de tormentas o huracanes, se sugeriría ponerse en contacto urgente con las agencias de viajes o servicios que hubieran utilizado para la organización de su viaje. Se recuerda que para hacer cualquier tipo de consulta o de aviso de emergencia acerca de estos accidentes naturales, se puede utilizar el teléfono de emergencia consular del Consulado General de España en Santo Domingo: (1) 8096973035.
 
La temporada de huracanes en esta región del Caribe tiene lugar entre los días 1 de junio hasta el 30 de noviembre, aunque no son descartables fenomenos puntuales en cualquier momento. Estos fenómenos son detectados prácticamente en el momento de su formación, evaluándose entonces su intensidad, su trayectoria probable y su velocidad de traslación. Por ello, desde que se forma un huracán hasta que se llega a determinar si en su trayectoria llegaría a incidir en esta Isla hay un plazo de varios días que permite adoptar decisiones de tipo cautelar, en última instancia sobre la conveniencia u oportunidad del viaje en cuestión.
 
Pueden ser de interés y utilidad los siguientes enlaces:
http://hurricanes.noaa.gov/index.html, con información de tipo general.
http://www.goes.noaa.gov/g8hu.html, con imágenes satélite.
http://www.srh.noaa.gov/sju/es/ Oficina de Pronósticos del Servicio Nacional de Meteorología de San Juan de Puerto Rico, de gran interés por su proximidad a la República Dominicana.
 
MENORES QUE SE DESPLACEN A REPÚBLICA DOMINICANA.
Los menores que se desplacen a la República Dominicana, sin importar su nacionalidad, deberán registrarse a su llegada al país ante las autoridades de la Dirección General de Migraciones, y sólo podrán abandonar territorio dominicano en compañía de sus dos progenitores o bien con autorización firmada por ambos ante la Dirección General de Migraciones dominicana.
 

La República Dominicana, en general, y Santo Domingo, en particular, pueden considerarse relativamente seguros aunque, últimamente, se han incrementado sensiblemente los índices de delincuencia. Es conveniente seguir unas elementales reglas de prudencia como no transitar por zonas aisladas una vez oscurecido, no utilizar servicios de transporte público que no estén perfectamente identificados, extremar las precauciones cuando se utilizan cajeros instalados fuera de las entidades bancarias, no hacer ostentación. Por otro lado, conviene prestar especial cautela en la conducción. Por lo general, no se respetan las señales de tráfico, no se hace uso de los intermitentes y se producen paradas frecuentes e inesperadas en vías rápidas. Se desaconseja viajar de noche por la escasa iluminación y por la existencia de animales sueltos. Por último, hay que tener en cuenta que en República Dominicana está muy extendido el porte de armas de fuego.

 

DOCUMENTACIÓN Y VISADO

 

Pasaporte en vigor.

Visados: se informa de que, con arreglo al artículo 81 del Reglamento de Extranjería dominicano, que entró en vigor el pasado mes de junio, los ciudadanos extranjeros, comprendidos los españoles, que deseen viajar en régimen de estancia a la República Dominicana, deberán poseer un pasaporte con vigencia mínima de seis meses, un billete aéreo de ida y vuelta, una dirección en ese país, como la de su hotel, y una prueba de solvencia económica suficiente para cubrir sus gastos durante su estancia en la República Dominicana, así como el visado o Tarjeta de Turismo que se adquiere a la llegada en los puestos fronterizos dominicanos, preferentemente los aeropuertos, y cuyo coste es de 10 dólares (se recomienda pagar en esa moneda).

 

La permanencia máxima del Turista extranjero en la República Dominicana, a tenor del Reglamento, es de sesenta días. En este sentido, se recomienda a todos los españoles no residentes en la República Dominicana que tengan en cuenta los requisitos establecidos por la legislación de extranjería de ese país a la hora de planificar su desplazamiento al mismo. Seguro de viaje: Resulta muy conveniente viajar al país con un seguro médico que pueda cubrir un eventual accidente, incluida la repatriación. La asistencia sanitaria pública en el país es deficiente y la privada, de calidad, es muy costosa.

 

DATOS DE INTERÉS

 

Se recomienda adoptar medidas de higiene, especialmente en la manipulación de alimentos, así como evitar el consumo de agua u otras bebidas no embotelladas. El agua no es potable. Se aconseja consumir agua embotellada y mantener precaución con el hielo.
 
El virus conocido como Chikungunya está presente en República Dominicana. Esta afección cuya fase aguda dura entre 3 y 7 días, se tramite por la picadura de los mosquitos Aedes aegypti y Aedes albopictis, y se caracteriza por fiebre alta y dolor articular.
 
Según el Ministerio de Salud Pública se han registrado alrededor de 165.000 caso de los cuales sólo 3 han fallecido, por lo que el virus no es, en principio, letal. La epidemia parece estar bajo control y en este último periodo no se han producido nuevos casos.
 
Para más información pueden consultarse los siguientes enlaces:
 
En cuanto a la epidemia de dengue que azota los países del Caribe y Centroamérica, está también afectando a la Repúplica Dominicana. Se han registrado numerosos casos en las zonas norte y centro del país y en menor medida en la capital y otras áreas. Se han detectado asimismo casos de malaria (paludismo) en diferentes zonas del país, aunque con menor intensidad.
Ambas enfermedades, endémicas en la República Dominicana, se trasmiten por la picadura de mosquitos por lo que conviene extremar la precaución mediante el uso de repelentes adecuados.
 
Los síntomas de enfermedad (similares, en términos generales, a los de la gripe común) pueden aparecer hasta 14 días después de haber salido del país. La enfermedad debe ser tratada por un médico para evitar eventuales complicaciones. Más información acerca de la actual epidemia de dengue puede encontrarse en la página web del Ministerio de Salud Pública de la República Dominicana (www.sespas.gov.do)
 
Las autoridades sanitarias han detectado casos de leptospirosis en varias zonas del país. Entre las medidas de prevención se recomienda evita el baño en aguas estancadas y el contacto directo con lodo así como lavar los envases de productos enlatados antes de abrirlos.
 
No existe convenio con la Seguridad Social Dominicana. La asistencia sanitaria se lleva a cabo por hospitales privados a precios muy elevados. Es aconsejable disponer de un seguro médico válido en el extranjero que cubra la estancia en la República Dominicana.
 
Por último, para el caso de viajeros que requieran medicación habitual, conviene traerla de España, dado el elevado coste de los medicamentos en el país y de la existencia de adulteraciones fuera de los circuitos farmacéuticos reconocidos.
 

En la Aduana, además del equipaje habitual se permite introducir un litro de alcohol, 200 cigarrillos y artículos de regalo por valor de 100 $.

 

La temporada de huracanes en el Atlántico comienza oficialmente el 1 de junio y termina el 30 de noviembre pero el período más problemático tiene lugar entre los meses de agosto y octubre. Para mayor información, se puede consultar la siguiente dirección en Internet: www.nhc.noaa.gov, que cuenta con un apartado de predicciones en español.

 

El tráfico y la posesión de drogas, aunque sea en muy pequeña cantidad, está fuertemente sancionado con penas, en su mayor parte, de cárcel. La Ley 50-88 relativa al tráfico y consumo de drogas en la República Dominicana establece las siguientes penas en función de la cantidad de estupefacientes decomisados: consumidor de 6 meses a 2 años de prisión, más la multa correspondiente. Distribuidor de 3 años a 5 años de prisión, más la multa correspondiente. Traficante de 5 años a 20 años de prisión, más la multa correspondiente.

 

CONTACTOS

 

Embajada de la República Dominicana en España

Madrid 28046 Pº Castellana, 30
Tel.: 91.431.53.95
Télex: EMBAJADOM

 

Prefijo País: 1 (809)

 

Servicio de guardia para Emergencias en el Consulado General de España: 
+1.809.450.22.22  ext. 345 o 355 -lunes a viernes de 08.00hs. a 15.00 hs.- 
+1.809.697.30.35 -fuera del horario anterior-

 

Teléfono general de emergencias: 911

 

Teléfonos de la polícia: 
Policia Turística POLITUR: +1.809.689.64.64
Santo Domingo: +1.809.221.86.97
La Romana: +1.809.556.22.35
Boca Chica: +1.809.523.51.20
Higüey-Punta Cana: +1.809.754.29.88 
Las Terrenas: +1.809.240.60.22
Barahona: +1.809.754.30.35
Sosua: +1.809.571.23.38

 

Para llamadas a España: 011.34 + nº abonado

 

CONSULADO GENERAL EN SANTO DOMINGO (809):

Cancillería: 
Av. Independencia, 1205.- Santo Domingo. 
Teléfono/s: 809 450 22 22. 
Teléfono de emergencia consular: (1 809) 6973035 
Fax/es: 809 535 15 50 
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.  
Página Web: http://www.exteriores.gob.es/consulados/santodomingo

 

EMBAJADA EN SANTO DOMINGO (809)

Cancillería: 
Av. Independencia, 1205.-Santo Domingo. P.O.Box: 1468. 
Teléfono/s: 809 535 65 00. 
Fax/es: 809 535 15 95. 
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.  
Página Web: http://www.exteriores.gob.es/embajadas/santodomingo

 

Sección de Trabajo y Asuntos Sociales: 
Av. Independencia, 1205.-Santo Domingo. 
Teléfono/s: 809 533 52 57. 
Fax/es: 809 533 51 52. 
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Oficina Comercial: 

Av. Winston Churchill esq. Luis F. Thomen, Torre BHD, 4.º Piso. P.O.Box: 21421 Santo Domingo. 
Teléfono/s: 809 567 56 82. 
Fax/es: 809 542 60 26 
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.  
Página Web: http://www.comercio.es

 

Oficina Técnica de Cooperación AECI: 

Hostos, 207.-Santo Domingo. 
Teléfono/s: 809 689 50 90. 
Fax/es: 809 689 58 77 
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Centro Cultural de España Antiguo Colegio Gorjón: 

Antiguo colegio Gorjón: Arz. Meriño, esquina Arz. Portes.-Santo Domingo. 
Teléfono/s: 809 686 82 12. 
Fax/es: 809 682 83 51 
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.  
Página Web: http://www.ccesd.org

 

DIVISAS

 

Si desean conocer los tipos de cambio de las diferentes divisas con relación al Peso dominicano, pueden hacerlo en el siguiente link:
http://www.bancentral.gov.do/estadisticas.asp?a=Mercado Cambiario

Ante las numerosas denuncias por falsificación y clonación de tarjetas de crédito presuntamente perpetrados en establecimientos de las zonas turísticas de Bávaro, Punta Cana o Santo Domingo, se recomienda extremar la precaución en caso de uso de tarjetas de crédito. Además del equipaje habitual se permite introducir un litro de alcohol, 200 cigarrillos y artículos de regalo por valor de 100 $.

 

 

Quienes somos | Derechos contratación | Política de privacidad | Contactar

 

Copyright © 2014 Grupo Araque. Todos los derechos reservados. (All rights reserved).
C.I.C.M.A 181 Autorizado y supervisado por la Direccion General de Turismo de la Comunidad de Madrid.
Viajes Araque S.A. CIF A-28828887 Registro Mercantil Tomo.9855 Folio.214.
C/ Joaquín Ibarra, 42-44 (28042 Madrid) y C/ San Bernardo, 77 (Madrid)