Guía de la República Árabe de Egipto

egipto 

HISTORIA

 

bandera de egipto

Hace seis mil años se inició en el valle del Nilo una civilización que desarrolló un estado centralizado. Alrededor del año 6000 a.C. el rey Menes, proveniente del Alto Egipto, unió a los dos reinos que por entonces convivían: el del Alto y el del Bajo Egipto. Hacia el tercer milenio a.C. emergió un imperio fuerte y centralizado. El Antiguo Reino llegó a su fin con la caída de la administración central durante la Sexta Dinastía, debido en parte a una gran hambruna. Durante el período de la Doceava Dinastía fueron restituidos los modelos del Antiguo Reino. La Tercera Dinastía desarrolló la práctica de construir tumbas monumentales para los faraones. Tanto las pirámides, como las decoraciones de los muros de las tumbas faraónicas, la creación de un complejo sistema de escritura y el alto grado de conocimiento en medicina o agricultura son unos pocos ejemplos del grado de civilización que alcanzara la sociedad egipcia.

 

Alrededor del año 1500 a. C. Egipto alcanzó la cúspide de su poder, riqueza y extensión territorial. Reconvertido el gobierno en un estado militar, a través de sucesivas campañas, Palestina, Siria y el norte del Éufrates fueron sometidos al Imperio Egipcio. La expansión territorial llevó a Egipto a desarrollar un complicado sistema diplomático, alianzas y tratados. En el último milenio antes de Cristo, la decadencia de esa brillante civilización hizo que el país tuviese faraones extranjeros. Después, hacia finales de la Vigésima Dinastía, el declive de los faraones hizo renacer la división entre un Alto y un Bajo Egipto, hasta que, después de que el persa Cambises depusiera al faraón, el territorio fue parte de otros imperios (persas, griegos y romanos).

 

Durante la dominación grecorromana, Alejandría fue uno de los centros culturales de mayor influencia en el mundo reunía a los más destacados filósofos, científicos y literatos de la época. En el año 642 de nuestro tiempo, cuando los árabes conquistaron el país, poco quedaba de ese esplendor y, al igual que otros pueblos, los egipcios adoptaron la religión musulmana y la lengua árabe. Entre los siglos X y XV se benefició de su situación geográfica y se convirtió en el centro del comercio entre Asia y el área mediterránea, incluyendo en ésta a venecianos y genoveses. Una vez expulsados los cruzados, la nueva potencia emergente en el mundo islámico, el sultanato de los turcos otomanos, a principios del siglo XVI conquistó Egipto. Hasta el siglo XIX el dominio turco fue poco más que nominal. El poder efectivo estaba en manos de los jefes mamelucos. En 1805 asumió el poder Mohamed Alí, un jefe militar albanés, que eliminó a los jefes mamelucos por medios drásticos y estableció un régimen centralizado. Egipto amplió su autonomía con respecto al sultán de Estambul y se establecieron las bases de una economía moderna.

 

Durante la administración de los sucesores de Mohamed Alí aumentó la dependencia con relación a Europa. El deterioro económico llegó a tal punto que en 1874 para pagar deudas se tuvieron que vender a Gran Bretaña todas las acciones del Canal de Suez. La situación continuó deteriorándose, los préstamos se sucedieron y, en 1879, las potencias impusieron la creación de una Caja de la Deuda Pública, dirigida por un ministro egipcio, uno francés y otro inglés, que asumió la administración de las finanzas del país. Tal grado de injerencia despertó una viva reacción nacionalista, apoyada en el ejército, que ese mismo año derrocó al jedive (título de los sucesores de M. Alí) Ismail y obligó a su hijo Tawfiq a expulsar a los ministros extranjeros y nombrar un gabinete nacionalista. La respuesta imperialista demoró poco: en 1882 una flota anglofrancesa desembarcó tropas inglesas en Alejandría y ocupó militarmente el país. La ocupación fue "legalizada" en 1914 cuando Gran Bretaña declaró formalmente el protectorado y puso en el trono al rey Fuad. Esta situación se mantuvo hasta 1922, cuando una delegación egipcia negoció en Londres la independencia. Durante la Segunda Guerra Mundial, Egipto fue usado nuevamente como base militar británica.


Egipto y otras naciones árabes emprendieron la guerra contra el nuevo estado. Como consecuencia de su derrota se produjeron grandes manifestaciones populares nasser presidente de egipto 1956contra la monarquía. En un clima de corrupción gubernamental, dentro del ejército egipcio se constituyó el grupo nacionalista denominado Oficiales Libres, liderado por el general Mohamed Naguib y el coronel Gamal Abdel Nasser. El 23 de julio de 1952 el grupo derrocó al rey Faruk y proclamó la república en junio de 1953. Tres años más tarde Nasser se convirtió en el presidente del país. En 1955 Egipto participó de la Conferencia de Bandung (Indonesia), como uno de sus organizadores. En octubre de 1956, tras la nacionalización del Canal de Suez, tropas francesas, inglesas e israelíes invadieron Egipto. El gobierno repartió armas al pueblo. La intervención de la ONU y el rechazo simultáneo de soviéticos y norteamericanos obligaron a Francia, Inglaterra e Israel a retirarse. Finalmente el canal pasó a la soberanía de Egipto.

 

El 1° de febrero de 1958 se anunció oficialmente la unión de Egipto y Siria con el nombre de República Árabe Unida (RAU). Se mantuvo hasta septiembre de 1961, cuando Siria resolvió separarse. Egipto siguió llamándose República Árabe Unida. Después de la reelección de Nasser en 1965, la política egipcia dio prioridad al conflicto con Israel. El costo de la guerra agravó los problemas económicos de Egipto; sólo la ayuda soviética impidió que se llegara a un colapso definitivo. Gamal Abdel Nasser falleció en 1970. Lo sucedió el vicepresidente Anuar el Sadat. En 1973 las tropas egipcias cruzaron el Canal de Suez para terminar con la ocupación de Israel en Sinai, iniciando la cuarta guerra árabe-israelí. Sadat viajó a Jerusalén en noviembre de 1977, provocando una reacción de protesta en todo el mundo árabe. El proceso de acercamiento a Israel culminó en marzo de 1979, con la firma de los llamados Acuerdos de Camp David, por medio de los cuales Estados Unidos patrocinó la devolución del Sinaí a Egipto. A partir de ese momento, Egipto se convirtió en el principal beneficiario de la ayuda militar norteamericana.

 

En octubre de 1981 Sadat fue asesinado en un atentado por militares contrarios a la infitah y a la represión gubernamental de los movimientos islámicos fundamentalistas. El 14 de octubre el vicepresidente Hosni Mubarak, quien salió ileso del atentado, asumió la presidencia. Para Egipto 1984 fue un año de "apertura" interna y de moderados éxitos en la política exterior. Se logró superar las consecuencias diplomáticas más negativas que los Acuerdos de Camp David habían provocado en sus relaciones con el mundo árabe, al definir que toda solución justa de la crisis del Oriente Medio sería alcanzada solamente a través de la restauración de los Hosni Mubarak egiptoderechos del pueblo palestino. En agosto de 1990, ante la invasión de tropas iraquíes en Kuwait, Egipto encabezó el grupo de países árabes que condenaron la acción, y envió tropas al Golfo. Al comenzar la ofensiva por tierra, en enero de 1991, Estados Unidos anunció la condonación de la deuda militar egipcia, por un valor de siete mil millones de dólares. En 1995, Mubarak fue incapaz de encontrar una solución a la confrontación con los fundamentalistas islámicos. En enero, el secretario al-Alfi concurrió a un encuentro de los ministros del interior de los países árabes para intentar coordinar la pelea contra los violentos movimientos islámicos.

 

Los atentados de los grupos armados islamitas prosiguieron durante 1996 y 1997, así como la represión del gobierno contra todos los grupos integristas, incluso aquellos contrarios al uso de la violencia, como los Hermanos Musulmanes. Debido a la presión interna y regional, Egipto se vio obligado a una apertura de relaciones con Irak, rotas desde la guerra de 1991. El sentimiento antinorteamericano y antiisraelí había crecido entre la población luego que Israel respondiera violentamente a la segunda intifada. Si bien en marzo de 2002 había síntomas de recuperación, la entrada de divisas del sufrió una fuerte caída después de los ataques terroristas de septiembre de 2001 sobre EE.UU. Egipto debió recurrir a préstamos de organismos internacionales para cubrir las pérdidas registradas.

 

VIAJAR

 

Antes de realizar un viaje al extranjero, se recomienda registrar sus datos en el  Registro de Viajeros informático de este Ministerio, para facilitar la atención en eventuales situaciones de emergencia o necesidad.

 

SE DESACONSEJA EL VIAJE SALVO POR RAZONES DE NECESIDAD a todo el país excepto a Luxor, Asuán y los centros turísticos de la costa continental africana del mar Rojo y la localidad balneario de Sharm el Sheikh siempre que se acceda a la misma desde su Aeropuerto Internacional. En estas tres zonas, DEBERÁ EXTREMARSE EN TODO CASO LA PRECAUCIÓN.
 

SE RECUERDA LA CONVENIENCIA DE MANTENERSE PUNTUALMENTE INFORMADO SOBRE LA EVOLUCIÓN POLÍTICA Y DE SEGURIDAD EN EGIPTO.

Ante los casos que se han producido en los últimos meses, se desaconseja encarecidamente intentar acceder a la franja de Gaza a través del paso de Rafah. Este paso, tras los últimos acontecimientos, permanece cerrado por el momento y no es posible determinar cuándo las autoridades egipcias van a decidir su reapertura. En caso de que se abriese, es necesario contar con la obligatoria autorización de las autoridades egipcias. Para más información sobre este trámite por favor diríjase a la Embajada de España en El Cairo. Asimismo, se recuerda la extrema peligrosidad del viaje a través del Norte del Sinaí.

 

En el caso de que ya se encuentre en Egipto, se sugiere seguir las recomendaciones que se establecen a continuación: ante las manifestaciones y actos de protesta en El Cairo y otras ciudades del país, se recomienda encarecidamente evitar los lugares en los que habitualmente se concentran las protestas como el Palacio Presidencial de Heliópolis, la plaza Tahrir, la Corniche, oficinas gubernamentales y de partidos políticos, así como los lugares en los que se vienen registrando manifestaciones de forma habitual.
 
No cabe descartar que en los próximos meses continúen produciéndose concentraciones, a veces sin preaviso, que puedan derivar en actos violentos, con lo que se recomienda mantenerse bien informado prestando atención a los medios de comunicación y a eventuales actualizaciones de estas recomendaciones de viaje. Es recomendable hallarse, en todo momento, debidamente documentado. Seguir las indicaciones de las autoridades locales en materia de seguridad. De producirse un deterioro súbito de las condiciones de seguridad, ser detenido o sufrir daños a la integridad física o material, se recomienda mantener estrecho contacto con familiares y allegados, la agencia de viajes y la Embajada de España, llamando al teléfono de emergencia consular (+20) 1223 183 783 o, en su defecto, al teléfono fijo (+20) 22735 72 81.

 

Egipto es un país en el que rigen tradiciones, costumbres y leyes muy distintas a las españolas. Por un lado, el consumo, posesión o tráfico de drogas están severamente castigados. Por otra parte, vestir de forma poco discreta o hacer expresión pública de afecto pueden ser vistos como actos socialmente reprobables.

 

DOCUMENTACIÓN Y VISADO

 

 

Los titulares de pasaporte español ordinario deben viajar con un pasaporte cuya validez sea de al menos seis meses a contar desde el fin de la estancia prevista en Egipto. Para viajar a Egipto es necesario contar con un visado que se puede adquirir en el aeropuerto de entrada a Egipto sólo en el caso de que se viaje con pasaporte ordinario. Este visado ordinario permite una estancia de 30 días y 1 sola entrada y cuesta 25$, o su equivalente en € o Libras Egipcias. Es posible obtener la ampliación de la validez de este visado acudiendo a la Dirección General de Inmigración egipcia (edificio del Mogamma, Plaza Tahrir, El Cairo), tras seguir un proceloso procedimiento en el que hay que cumplir con requisitos adicionales. Los extranjeros que se encuentren en Egipto con un visado de turista no pueden trabajar. Para obtener un permiso de residencia en Egipto es preciso contactar con la Embajada de Egipto en Madrid (ver apartado de estas recomendaciones de viaje: “Datos de contacto, teléfonos y vínculos de interés”).

 

Para aquellos viajeros que entren a Egipto directamente por el Sur del Sinaí (aeropuertos de Sharm el Sheik, Santa Catalina o Taba o por tierra desde Israel por el paso fronterizo de Taba) y tengan intención de permanecer sólo en el Sinaí pueden optar por un visado gratuito de 15 días. En caso de que se inicie el viaje en el Sinaí y se tenga la intención de continuar hacia otras partes de Egipto saliendo de la península del Sinaí, entonces, es necesario obtener el visado ordinario antes descrito por 15$, o su equivalente en € o Libras Egipcias, con la exigencia adicional, en este caso, de presentar una carta de recomendación expedida por una agencia de viajes. Estas cartas pueden ser expedidas por los distintos agentes turísticos que, a menudo, se encuentran en los puestos fronterizos. Cabe subrayar que el coste de expedición de esta carta puede fluctuar sustancialmente. 

 

 

Para todos aquellos viajeros que lleguen a Egipto por medios terrestres o marítimos, se recomienda encarecidamente la obtención del visado en origen en la Embajada o Consulado de Egipto en el lugar de residencia del viajero. En caso de que se vayan a franquear fronteras de distintos países para llegar o salir de Egipto se recomienda la obtención de un visado de múltiples entradas y no de un visado de una sola entrada. Se recomienda a los viajeros que viajen hacia o desde Egipto a otro país limítrofe que consulten las recomendaciones de viaje elaboradas por las distintas Embajadas de España en dichos países en la página de Internet del Ministerio español de Asuntos Exteriores y de Cooperación.

 

La mera tenencia de un visado no otorga automáticamente al viajero el derecho a entrar en territorio egipcio. La última decisión al respecto recae en las autoridades de inmigración locales, sin que exista procedimiento alguno para que las autoridades diplomáticas y consulares extranjeras puedan interferir en este tipo de decisiones soberanas. La permanencia en territorio egipcio más allá de la validez del visado concedido constituye un delito que puede dar lugar a duras sanciones.

 

Es frecuente que las agencias de viajes en Egipto retengan los pasaportes de los turistas con fines de registro en hoteles o barcos. Una vez finalizadas las gestiones de registro, se recomienda exigir la devolución del pasaporte, documento personal e intransferible que, tal y como se puede leer en sus páginas, es propiedad del Estado español. Se recomienda, también, portar en todo momento, fotocopia de las hojas del  pasaporte en vigor en las que figuran los datos del viajero y del visado de entrada a Egipto.

 

Especial referencia a la entrada en Egipto de titulares de pasaporte diplomático y de servicio. El 7 de marzo de 2013 entró en vigor el Acuerdo entre el Gobierno del Reino de España y el Gobierno de la República Árabe de Egipto de Exención Recíproca de Visados para los Titulares de Pasaportes Diplomáticos y de Servicio, con lo que los titulares de este tipo de pasaportes ya no necesitan visado para viajar a Egipto.
 

DATOS DE INTERÉS

 

 

Para aquellos viajeros procedentes de países en los que la fiebre amarilla es endémica es obligatorio presentar prueba de haber sido vacunado contra este virus. Por lo demás, no se recomienda ninguna vacuna. Al llegar a Egipto, es posible que las autoridades locales exijan rellenar una tarjeta en la que se pide al viajero que consigne sus datos de contacto en Egipto, a efectos de control sanitario. Para más información, se puede consultar la siguiente página web 
 

Egipto es uno de los destinos más atractivos para el submarinismo. Se recomienda practicar esta actividad con prudencia habida cuenta de los riesgos potenciales inherentes a esta actividad, las particularidades del buceo en el Mar Rojo y las limitadas infraestructuras existentes en Egipto para atender casos de emergencia, a pesar de existir cámaras hiperbáricas en Sharm el Sheik, Dahab, Hurghada, El Gouna, Safaga y Marsa Alam. El blue hole de Dahab es uno de los lugares del mundo en los que más accidentes de buceo se han registrado, con más de cuarenta submarinistas fallecidos hasta la fecha. Se recomienda practicar submarinismo con un seguro especializado y a través de una agencia de viajes de reconocida competencia en esta materia.

 

Se desaconseja emprender viajes de aventura y lugares remotos, sobre todo si se realizan de forma individual y sin contar con el apoyo de una agencia de viajes. Para recorrer, en vehículo o a pie, zonas que quedan fuera de las habituales rutas turísticas, es preciso informar a la policía turística y obtener de ella un permiso.

 

Es preciso tener cuidado al transitar fuera de las carreteras o caminos balizados, al existir numerosos campos de minas como consecuencia de los distintos conflictos bélicos que ha vivido el país. Estos campos, que a menudo no cuentan con más indicación que un perímetro de alambrada, son especialmente numerosos en la zona de la costa mediterránea al oeste de Alejandría, la zona del desierto Arábigo entre El Cairo y el Canal de Suez y gran parte de la península del Sinaí. Se aconseja acudir a las autoridades locales de la zona para más información en caso de que se desee hacer un viaje fuera de pista.

 

Existen restricciones para poder fotografiar instalaciones o personal militar, puentes y canales, incluido el Canal de Suez. Estas restricciones pueden ser interpretadas de modo amplio por las autoridades locales por lo que se recomienda no fotografiar ningún objeto sensible, sin antes preguntar a la autoridad local del lugar.

 

Egipto es un país conservador, de mayoría musulmana. Las normas egipcias en el vestir distan de las españolas por lo que se recomienda vestir discretamente, en especial las mujeres. Las costumbres egipcias son también recatadas en lo que se refiere a expresiones públicas de cariño, que en Egipto pueden ser socialmente reprobables. Aunque la homosexualidad no está formalmente tipificada como delito, los actos homosexuales en público son ilegales y hay precedentes de homosexuales condenados a prisión por contravenir leyes de “decencia pública”. El consumo de alcohol debe limitarse a aquellos lugares en los que está permitida su venta.

 

Se informa de que la legislación egipcia prohíbe el comercio y exportación a título privado de objetos arqueológicos y coral. Se recomienda rehusar cualquier oferta de venta de estos productos. Las autoridades fronterizas reseñan en el pasaporte del turista los equipos electrónicos de elevado valor que se introducen en el país y que deben mostrarse a la salida de Egipto. De lo contrario, el propietario puede verse obligado a satisfacer los elevados aranceles de importación de dichos productos. Para más información, consúltese la página de Internet de las aduanas egipcias: www.customs.gov.eg

 

Los vehículos, de todo tipo, que traigan los turistas a Egipto son objeto de una importación temporal permitida mediante la tramitación, en el país de origen, de un permiso especial denominado tríptico o carnet de passage en douanes. En España, este permiso es expedido por el Real Automóvil Club de España (RACE, www.race.es  y Tel. 91 594 72 75). De no contar con este permiso, las autoridades aduaneras egipcias sólo permitirán la entrada del vehículo tras el cumplimiento de una serie de complicados trámites burocráticos, incluido el depósito de una importante suma de dinero. 

 

Las condiciones de salubridad en Egipto son pobres, siendo común la ingesta de agua o comida contaminada y la aparición de cuadros de indisposición intestinal. Se recomienda vigilar la limpieza e higiene de vasos, botellas y boquillas de las tradicionales pipas de agua a efectos de evitar contraer hepatitis. Se recomienda al viajero seguir las pautas generales de prevención establecidas por Sanidad Exterior.

 

CONTACTOS

 

 

Para llamar a un teléfono egipcio desde el extranjero hay que utilizar el prefijo +20.

 

Teléfonos de interés:

 

Autoridades egipcias:

 

Embajada de Egipto en España
Velázquez, 69
28006 Madrid
Tel.: 91 577 63 08/09
Fax: 91 578 17 32
Correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
Página web: www.sis.gov.eg

 

Oficina de Turismo de Egipto en España

Torre de Madrid, 5ª planta,  Oficina 3, Plaza de España, 28008 Madrid
Tel: 9155 92121. Fax: 9154 75165.
Correo electrónico: info.es@egypt.travel
Página web: www.egypttourism.org

 

Autoridades españolas: 

 

Embajada de España en Egipto
41, Ismail Mohamed - Zamalek
Teléfonos: 22735 6437, 22735 6397, 22735 6462, 22735 5813 y 22735 3622, 22735 3603
Correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
Página web: http://www.exteriores.gob.es/Embajadas/ElCairo

 

Consulado General de España en Alejandría

Cancillería: 101, Av. El Horreya.
Teléfonos: 393 91 85.
Teléfono de Emergencia Consular: +20 10 340 7177.
Fax: 392 22 26.
Correo Electrónico: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Viceconsulado honorario en Luxor (con jurisdicción en Asuán, Abu Simbel, Hurghada y Sharm el Sheik)

Khaled Ibn Valed St., detrás del Hotel Tut.
Teléfonos: 227 01 21, 227 20 38 y 228 20 31

 

Centros sanitarios:

 

El Cairo:
Hospital Al Salam. 3, Syria St., Mohandessin. Tel: 2 33030502
Hospital Dar El Fouad. 26th July St., Ciudad del 6 de Octubre. Tel: 2 3835-6030/6040
Hospital Al Salam International, Corniche el Maadi, Maadi. Tel. 25240250
Hospital El Nozha International, detrás de Sheraton Buildings, Heliopolis. Tel: 22660555

 

Alejandría:

Hospital Alemán. 56, Abdel Salam Aarafa, Glym. Tel: 3 584 1806/03 – 03 585 7682/83
Hospital de Semuha. 247, Avenida El Horreya. Tel: 3 427 2652/59

 

Hurghada:

Hospital de El-Gouna. Tel: 65-3580-011/12
Hospital General de Hurghada. Tel: 65-3549 698

 

Luxor:

Hospital internacional. Televisión St. Tel: 95-228 0192/3 - 95-237 2025

 

Sharm el Sheik: 

Hospital internacional de Sharm el Sheik. El Nour District Road. Tel: 69-366 0893/4/5

 

Policía turística:

El Cairo: 2 23657961/88
Alejandría: 3 5473395
Hurghada: 65-3463300
Luxor: 95-2376690
Sharm el Sheik: 69-366 0311

 

CONSULADO GENERAL EN ALEJANDRÍA

Cancillería: 101, Av. El Horreya.

Teléfono/s: 393 91 85 ; Emergencia consular: 20 100 340 7177
Fax/es: 392 22 26.
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Instituto Cervantes: 101, Av. El Horreya.

Teléfono/s: 392 02 14.
Fax/es: 394 16 94.
Dirección de correo: cencai@Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

EMBAJADA EN EL CAIRO

 

Cancillería: 41, Ismail Mohamed - Zamalek.
Teléfono/s: 2735 6437, 2735 6397, 2735 6462 y 2735 5813 y 2735 3622 y 2735 3603.
Fax/es: 2735 21 32
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Sección Consular: 41, Ismail Mohamed - Zamalek.

Teléfono/s: 2735 58 13, 2735 64 37 y 2735 64 62 y Móvil de guardia +2012 2318 3783.
Fax/es: 2735 36 52

 

Consejería de Defensa y Militar: 

20A Ahmed Heshmat. - Zamalek.
Teléfono/s: 2735 43 89 y 2736 16 83.
Fax/es: 2735 95 21.
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Consejería de Información: 

41, Ismail Mohamed - Zamalek.
Teléfono/s: 2735 58 26.
Fax/es: 2735 58 29.
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Oficina Comercial: 

19, Boulos Hanna Str. - Midan Finney - Dokki.
Teléfono/s: 3336 15 88 y 3336 53 74 y 3749 70 54.
Fax/es: 336 15 77.
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Instituto Cervantes: 

20, Boulos Hanna - Dokki.
Teléfono/s: 3760 17 46 y 3337 19 62.
Fax/es: 760 17 43
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

Oficina Técnica de Cooperación AECI: 

21, El Maahad El Swisry. 1st floor - Zamalek.
Teléfono/s: 2735 03 53 y 2735 03 55.
Fax/es: 2735 96 02.
Dirección de correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

 

DIVISAS

 

 

No se puede entrar o salir de Egipto con más de 5.000 libras egipcias (unos 600 euros). Según Decreto Presidencial de 25 de diciembre de 2012, se prohíbe que los viajeros, ya sean extranjeros o egipcios, ingresen o saquen del país una cantidad superior a 10.000$ o equivalente en otra moneda extranjera. En los bancos y casas de cambio se pueden cambiar las principales divisas y las tarjetas de crédito son admitidas aunque resulta conveniente, también, viajar con Libras Egipcias en metálico.

 

 

Quienes somos | Derechos contratación | Política de privacidad | Contactar

 

Copyright © 2014 Grupo Araque. Todos los derechos reservados. (All rights reserved).
C.I.C.M.A 181 Autorizado y supervisado por la Direccion General de Turismo de la Comunidad de Madrid.
Viajes Araque S.A. CIF A-28828887 Registro Mercantil Tomo.9855 Folio.214.
C/ Joaquín Ibarra, 42-44 (28042 Madrid) y C/ San Bernardo, 77 (Madrid)